Motivos para disfrutar del turismo de nieve en Andorra

Para quienes aún andan con dudas, he aquí algunos de los motivos principales por los que Andorra debería ser el próximo destino a visitar.

separacion

La temporada de invierno aún no se ha ido y, de hecho, de cara a la próxima Semana Santa es un momento ideal para planificar desde ya mismo esa escapada y poner rumbo a las montañas. Por suerte, uno de los enclaves más privilegiados del mundo para este menester se encuentra bastante cerquita, ya que en Andorra hay más de 300 kilómetros de pistas y, en ellos, más del 60% cuenta con superficie esquiable, por lo que la diversión está más que asegurada. El avispado lector que quiera asegurarse esos días encuentra grandes ofertas de esquí en Grandavilra en la página web de Esquiades.com, donde son expertos en este tipo de turismo, se adaptan al máximo a las necesidades de sus clientes y siempre cuentan con las mejores ofertas del mercado posibles. Y para quienes aún andan con dudas, he aquí algunos de los motivos principales por los que Andorra debería ser el próximo destino a visitar.

  • Para toda la familia. Una de las grandes ventajas de optar por el turismo de nieve es que se sabe que tanto grandes como pequeños se lo acabarán por pasar bien. Hay que tener en mente que en estas pistas (en especial, Granvalira) han pensando en cada detalle y para cada miembro de la familia cuentan con un área muy específica. Tampoco hay que olvidar que no se espera que nadie sea un profesional de este deporte, ni mucho menos. El único objetivo aquí será el de divertirse lo máximo posible y, se cuente con el nivel que se cuente (así como si se está empezando), se podrá acceder a las pistas más adecuadas a cada persona e ir mejorando poco a poco.
  • Un lugar de lo más romántico. Aunque el plan de ir todos juntos a la montaña (con todos los niños y con la mascota incluida, si la hubiera) puede ser de lo más entrañable, nadie negará que, de vez en cuando, las parejas necesitan de un espacio para ellos solos, para volver, de alguna manera, a reconectar y a contar con tiempo de calidad. Andorra lo pone, en este sentido, de lo más fácil porque todo alrededor invitará al romanticismo y a contar con días de lo más memorables.
  • Exquisita gastronomía. En el momento en el que se sube a la montaña (y máxime si se hace algo de ejercicio) empiezan por entrar unas ganas incontrolables de comer y, a poder ser, de comer bien. Pues una vez más, Andorra es un lugar perfecto para esto. Aunque en este Principado se puede optar por cocina internacional o cocina de autor lo que nadie debería perderse, de ninguna manera, es su gastronomía tradicional de montaña, sencillamente porque es la que mejor acabará por sentar y hay platos para todos los gustos. Eso sí, todos ellos de lo más contundentes. La típica tortilla de patatas, por ejemplo, aquí pasa a denominarse 'trinxat' y no todo el que la empieza es capaz de acabársela y no es de extrañar. Habrá que vérselas con la patata, sí, pero también con la col y el tocino. Y, por supuesto, lo que no puede faltar es una sopa bien calentita. Aquí, la escudella tiene todas las de ganar.
  • Zonas de relax. Porque no todo iba a ser estar subiendo y bajando por la ladera de una montaña. Lo de comer buenos platos está bien, pero si se trata de vacaciones el cuidarse un poco más de lo habitual y el darse ciertos caprichos será lo ideal. En Andorra se cuenta con un espectacular spa donde todo el que entra acaba por salir de lo más renovado. Masajes, chorros a presión, piscinas templadas... ¿Quién da más?

 

Por qué ir a Grandvalira

Y dentro de las opciones de pistas con las que cuenta Andorra (como Vallnord o Naturlandia) la opción ideal pasa por Grandvalira, entre otras cosas, porque es la mayor estación de nieve de esquí con la que se cuenta en toda España. Así que, si lo que se está buscando es este tipo de turismo, nada mejor que optar por ella.

Otro de los motivos para ir a Grandvalira es que, al ser tan grande (cuenta con 110 pistas) nadie tiene porqué sufrir los agobios que si tienen lugar en otras estaciones. La idea es de conectar con la naturaleza y divertirse, pero sin estresarse por la cantidad de gente que pueda llegar a haber alrededor.

Tampoco hay que olvidar que acceder a esta estación es de lo más sencillo porque cuenta con una buena cantidad de opciones de entrada y, todas ellas, muy bien señalizadas con la suficiente antelación para no perder tiempo en esto.

Por último, Granvalira cuenta con uno de los forfaits más económicos y si se opta por webs como la mencionada (Esquiades.com) se podrá ver que tanto el alojamiento como este servicio resultan ser de lo más económico, incluso en fechas señaladas como es el caso de Semana Santa.


 

Conéctate con Sal&Roca! Síguenos en Facebook, Twitter e Instagram

facebook twitter instagram google+