sábado. 02.03.2024
goa-playa-flickr-Ralph-Kränzlein-licencia-cc
Goa | Fotografía de Ralph-Kränzlein | Flickr | Licencia CC BY-NC-ND 2.0

Un escritor parte hacia Goa en busca de una leyenda: el comandante Maciel, cuyo verdadero nombre es Plácido Afonso Domingo, excomandante de la guerrilla en Angola o, según otras versiones, agente infiltrado en la policía política portuguesa. Y se encuentra con que esa leyenda se ha hecho mayor. Sin embargo, es un personaje mucho más interesante. Un extraño en Goa recorre la historia de una región donde la realidad y la magia caminan de la mano.

«El diablo nunca está lejos del paraíso», recuerda uno de los personajes. En esta novela —que es también una biografía del diablo— él puede estar en todas partes.

¿Qué une a un traficante de reliquias, a una hermosa y misteriosa historiadora del arte, especializada en la restauración de libros antiguos, y a un seductor hombre de negocios neopagano? ¿Y quién es Plácido Domingo?


agualusa

José Eduardo Agualusa (Angola, 1960) es uno de los escritores más importantes del continente africano. Estudió en Lisboa y ha vivido entre Portugal, Angola y Brasil, aunque en los últimos años pasa la mayor parte del tiempo en Mozambique. Colabora semanalmente en el periódico brasileño O Globo.

Ha recibido el Premio Independiente de Ficción Extranjera (2007), el Premio Fernando Namora (2013) y el Premio Literario de Dublín (2017). En 2019 ganó el Premio Nacional de la Cultura y las Artes de Angola. El jurado destacó su contribución en la formación de lectores independientes y su defensa de la libertad de expresión.

Qué dice la prensa

«Un extraño en Goa es una pequeña maravilla. Así entré en Goa. Este libro mezcla la literatura de viajes con una aventura exótica, una especie de misterio que el autor no desentraña, pero que sirve de punto de partida para trazar personajes que unen la India con Portugal y Brasil. Goa y Luanda, Lisboa y Río de Janeiro. La Goa de Agualusa, tan bien vista y descrita, tan bella, y su Brasil, o la melancolía angoleña, entrelazan emociones y establecen una patria espiritual donde todos nosotros, portugueses, nos reconocemos. Sin cargar la prosa con supuesta literatura, moviéndose sin adornos, haciendo poesía a la ligera, abrazando la delicadeza y la extrañeza del mundo, Agualusa me hizo viajar con las palabras. Estoy agradecido al escritor».

Clara Ferreira Alves, Expresso


Fotografía de portada de Ralph-Kränzlein: Goa | Flickr | Licencia CC BY-NC-ND 2.0